jueves, enero 22, 2009

Era el único continente sin verse afectado. Pero detectan que subió la temperatura.
Madrid. La Antártida, único continente que parecía esquivar el calentamiento global, experimentó desde 1957 hasta 2006 un aumento en su temperatura de 0,5 grados centígrados.
Una gran parte del continente helado se calentó a un ritmo de más de 0,1 grado por década en 50 años, un incremento superior al enfriamiento experimentado por la zona oriental como consecuencia del agujero de la capa de ozono.
Hasta ahora, la comunidad científica pensaba que la totalidad del interior del continente antártico se estaba enfriando y que sólo subía la temperatura de su península.
Sin embargo, investigadores de la Universidad de Washington desmontan esa hipótesis en la revista científica británica Nature.
Tras analizar datos de temperaturas de la Antártida –captados desde hace 25 años por satélites y registrados por estaciones climatológicas situadas sobre el terreno desde 1957– los científicos afirman que la temperatura en la península y en la zona occidental antártica ha subido 0,5 grado centígrado.
Ese aumento, similar al producido en el resto del planeta, está relacionado con cambios en la circulación atmosférica, variaciones en la temperatura de la superficie de los mares y con la disminución del hielo del sector pacífico del océano sur.
El responsable de la investigación, Eric Steig, indicó que a corto plazo ese calentamiento no tendrá importantes consecuencias para la Antártida, pero a largo plazo la desestabilización de la capa de hielo es una posibilidad. “La Antártida permanecerá cubierta de nieve durante miles de años, independientemente de lo que el ser humano haga. Sin embargo, puede derretirse lo suficientemente rápido como para aumentar de forma importante los niveles del mar en el siglo que viene”, dijo.
La Antártida no se está calentando a la misma velocidad en todas partes: el incremento de la temperatura en la parte occidental es mayor durante el invierno y la primavera.
Steig constató que la bajada de las temperaturas, en momentos puntuales como el otoño, se debe principalmente al agujero de la capa de ozono que aparece en primavera en la región polar del hemisferio sur.
¿Exageración? Algunos escépticos sobre la magnitud del calentamiento global dijeron que el nuevo estudio publicado en la revista Nature no coincidió con sus mediciones realizadas vía satélite y que, además, no parece haber un calentamiento en ese continente desde 1980. “Exagera lo que han obtenido de sus análisis”, dijo Roger Pielke, investigador de la Universidad de Colorado.

Fuente: La Voz del Interior.


APADIM Córdoba. Comunicación Institucional. Contactos comunicacion@apadim.org.ar

0 comentarios :

Visitas totales