viernes, junio 12, 2009

Estimad@s amig@s y compañer@s:

Difundimos este comunicado emitido por la plataforma de copartes de TDH en Perú, es decir, una red de organizaciones sociales vinculadas con la agencia de cooperación alemana Terre des Hommes, en proyectos sociales, campañas, etc.
Junto a Cecopal y otras organizaciones de Córdoba, conformamos la Plataforma
Argentina de Copartes de TDH. Junto a las de Organizaciones de Perú, Brasil, Chile, Colombia y Bolivia, conformamos la Plataforma Regional Sudamericana. Esto es una red de organizaciones de buena parte de Sudamérica.
Muchos de los proyectos de estas organizaciones amigas están dedicadas a la educación intercultural, a la reafirmación de las culturas indígenas andinas, a la protección de la naturaleza y la niñez. Es decir, trabajan en temas centrales en el conflicto que se viene dando en Perú.
Hemos hecho llegar nuestros saludos de
solidaridad, repudio a los hechos de represión y adhesión a este comunicado y su contenido.
Muchas Gracias.
Comunicación Institucional

APADIM Córdoba

Más información sobre los hechos en los medios:
En La Voz del Interior: Al menos 24 muertos en Perú, Denuncias cruzadas en Perú
, Congreso peruano suspende ley, Nuevas denuncias y llamado a marchas
En Página 12: Cronología de un entredicho diplomático previo entre Bolivia y Perú, debido al asilo político otorgad
o por Perú a un ex ministro boliviano acusado de delitos de lesa humanidad por la muerte de 60 civiles en una rebelión popular en octubre de 2003 aquí, aquí y aquí. Y sobre los hechos del 5 de junio aquí, Matanza indígena en la amazonia, aquí, aquí, aquí, Suspensión de las leyes y aquí, Renuncia después de la masacre y Apoyo para los indígenas.
En Crítica Digital: Un día de furia en la Amazonia peruana
En Indymedia: Masacre y criminalización a nativos.

COMUNICADO:
La Plataforma de copartes de Tierra de Hombres-Alemania, se dirige a la opinión pública para manifestar lo siguiente:

En este mes el país se vio sorprendido por una contundente protesta de las 65 etnias amazónicas iniciada el 9 de agosto, Día Internacional de Los Pueblos Indígenas, exigiendo la derogatoria de una serie de decretos que ponían en peligro no solo sus territorios, sino su misma existencia.

El Perú ha ratificado el Convenio 169 de la OIT (Organización Internacional del Trabajo), norma que en sus Art. 6, inciso 1° y Art. 7, obliga a los gobiernos a consultar a los pueblos indígenas cuando se den normas que estén relacionadas con sus derechos, dicho convenio en su Art. 15 “Indica expresamente que tratándose de recursos minerales o del subsuelo ubicados en sus tierras, aún cuando su propiedad pertenezca al Estado, los gobiernos están obligados a consultar a estos pueblos para que determinen si pueden verse afectados sus intereses, antes de autorizar cualquier proyecto de prospección o explotación de dichos recursos”.
El conflicto amazónico se debe a la forma como se han procesado 102 Decretos Leyes emitidos de manera extraordinaria por el Poder Ejecutivo, para adecuar al país al tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos, buscando privilegiar únicamente a la gran inversión.
La violencia partió de ésta decisión del Ejecutivo, al poner en peligro la vida de la población indígena y al violar el ordenamiento legal peruano.
Las consecuencias han sido graves, por lo que hoy lamentamos las pérdidas de vidas humanas de civiles y policías, engendrada por la represión que ha hecho uso brutal de la fuerza, ordenada por un gobierno que marcha “por la curva del diablo”, e
nfrentando la peor crisis social de su mandato, por sus acciones de represión y no de inteligencia.
Vemos a un gobierno que renuncia al diálogo y la negociación en la resolución de los conflictos sociales, en un país azotado por la fragmentación y la crisis, en un proceso que peligrosamente retoma la violencia como forma de resolver conflictos.
Del lado del gobierno, hasta el momento, no se han asumido responsabilidades, ni ha tenido una actitud autocrítica sobre lo que ha sido su lamentable actuación en torno a este tema. No sólo en lo referido a los ciudadanos muertos en estos eventos, sino en el ocultamiento de la información sobre el número de indígenas muertos o desaparecidos, en el silencio de los medios al respecto y, en general, a la generación de un conflicto social originado por la imposición de una visión de desarrollo opuesta a la sustentabilidad de los recursos naturales, por el autoritarismo y falta de diálogo, de un gobierno que se siente satisfecho con la conformidad de sus aliados empresarios nacionales y extranjeros, no ayuda a la reconciliación sino a la división.

Las comunidades indígenas por siglos han dado muestra de su capacidad de vivir en armonía con el ambiente, constituyéndose en los principales conservadores de la biodiversidad de nuestra rica amazonía, pulmón de nuestro paneta, por lo que reconocemos que su vocación está dada por el racional aprovechamiento de las riquezas de estas zonas, mediante sus proyectos orientados al ecoturismo, al manejo integral y sostenible de los bosques (y no su tala y quema para productos de exportación), y a la captura de carbono por estos bosques y los fondos que generan los certificados de carbono en los mercados oficiales y voluntarios.

Por todo lo mencionado, reiteramos que no queremos violencia, e instamos al Gobierno y al Congreso a que muestren intenciones reales de dialogar y buscar soluciones justas y pacíficas a la problemática que vienen enfrentando los pueblos amazónicos, de manera que no se los siga llevando a la desesperación que, en consecuencia, incremente los conflictos sociales, y que le permita a los pueblos indígenas escoger sus propias alternativas de desarrollo.


APADIM Córdoba. Comunicación Institucional. Contactos comunicacion@apadim.org.ar

0 comentarios :

Visitas totales