miércoles, agosto 23, 2017

El miércoles 16 de agosto desarrollamos una jornada de trabajo interna para capacitarnos en primeros auxilios y Reanimación Cardiopulmonar (RCP).  Aprendimos cómo actuar ante diversas situaciones de urgencia, practicamos y además dimos el puntapié para actualizar nuestros planes de evacuación y actuación ante contingencias. En esta nota te contamos (y te mostramos algunas imágenes) sobre esta jornada de aprendizajes.
La capacitación estuvo a cargo del grupo "Tus manos salvan vidas"

No se trata de entrar en paranoia colectiva, pero son situaciones que suceden, y lo mejor es estar preparados y preparadas. Precisamente para no entrar en una situación de descontrol, tener información, saber como actuar, dónde llamar, y cómo organizarse, puede marcar una gran diferencia: hay momentos en los que saber cómo proceder es literalmente vital.  Esta es la idea central que nos compartió el equipo de profesionales del grupo "Tus Manos Salvan vidas", quienes generosamente y con pasión por hacer de ese nombre una práctica cotidiana, pasaron con nosotros todo el día miércoles, hablándonos, haciéndonos pensar, diferenciándonos "lo que se ve en películas y lo que pasa en la vida real" (parecen obviedades pero no tanto) y fundamentalmente haciéndonos practicar las técnicas de RCP.

Conocer métodos y técnicas de primeros auxilios y el procedimiento de emergencia RCP nos puede proporcionar los medios para mantener a una persona con vida el tiempo suficiente hasta que pueda recibir la atención médica profesional.

En esta imagen y las siguientes: se ven distintos momentos de la capacitación,
momentos de explicaciones teoricas y práctica.
La capacitación incluyó información sobre cómo funcionan los sistemas de urgencias, qué debemos hacer ante diversas situaciones, técnicas y procedimientos esenciales en distintas situaciones de urgencia médica y un montón de consejos que se aplican cuando vemos un accidente en la calle, cuando una persona tiene convulsiones ("hay que dejarlo en paz y sólo tratar que no se golpee la cabeza, nunca tratar de que no se muerda la lengua"), y muchísimas otras situaciones en las que podemos ser más que sólo testigos y cumplir un rol que pueda salvar una vida, por ejemplo.

Algunos temas que tratamos fueron: la preparación de un botiquín de primeros auxilios, situaciones de intoxicación, hemorragias, traumas, convulsiones.  También cómo actuar en momentos en que una persona sufre una obstrucción en sus vías aérea (y las diferentes maniobras según la edad de la persona), pérdida de conocimiento, confusión, sopor, etc.

También actualizamos información sobre cómo actuar ante una situación de incendio, qué medidas tomar, cómo funcionan las alarmas y los matafuegos en nuestra institución, etc.
 
La capacitación incluyó información sobre cómo funcionan los sistemas de urgencias, qué debemos hacer ante diversas situaciones, técnicas y procedimientos esenciales en distintas situaciones de urgencia médica,


El equipo de profesionales del grupo "Tus Manos Salvan vidas" llevó adelante la capacitación.





La reanimación cardiopulmonar - RCP

Uno de los momentos más importantes de la capacitación fue la práctica de RCP. Esta técnica de reanimación es utilizada cuando la persona ha dejado de respirar o el corazón ha cesado de palpitar. Esto puede suceder después de una descarga eléctrica, un ataque cardíaco, ahogamiento o cualquier otra circunstancia que ocasione la detención de la actividad cardíaca.
La técnica es una serie de maniobras, con el fin de reanimar el funcionamiento del corazón y mantener la sangre oxigenada en los tejidos: consiste en respiración boca a boca para suministrar oxígeno a los pulmones y compresiones cardíacas para restituir la actividad del corazón y mantener la sangre circulando.
Es fundamental saber que cuanto más tiempo el ser humano permanece sin oxígeno, más son las probabilidades de un daño y en algunos casos, inclusive la muerte podría ocurrir. Por eso, practicar de manera correcta  RCP puede ser fundamental en esos minutos para salvar la vida de una persona que se encuentra en un paro cardiorrespiratorio. No sólo puede ayudar a la recuperación total y completa de la situación vivida por la persona, sino que además puede facilitar su recuperación si la lesión fue grave.



RCP: la técnica es utilizada cuando la persona ha dejado de respirar o el corazón ha cesado de palpitar.


Los planes de contingencia y evacuación son imprescindibles y obligatorios en cualquier organización.

También actualizamos información sobre cómo actuar ante una situación de incendio, qué medidas toma, etc.
 

En las instituciones, en el trabajo, en la calle o en el ámbito familiar podemos presenciar una situación grave y que debemos intervenir de manera rápida y clara. Son minutos donde la calma y la preparación son fundamentales para ayudarnos ante la urgencia.   Por eso, así estuvimos durante seis horas aprendiendo, practicando, y aprovechando una instancia de formación imprescindible para nuestro trabajo en una organización donde convivimos diariamente más de 300 personas y que nos puede ayudar en nuestras vidas, y en las de los demás.

Para conocer más:


APADIM Córdoba. Comunicación Institucional. Contactos comunicacion@apadim.org.ar

0 comentarios :

Visitas totales